Sin disimulo


En la primera reunión de gabinete convocada de urgencia por el recién retornado Arcioni, no importa de dónde; habría iniciado con un discurso acerca de las lealtades. Hubo más de uno que se sintió alcanzado por el reclamo, por un lado, Antonena y Grazzini que no dudaron en fotografiarse con el Vicegobernador, cuando Arcioni todavía no despegaba de Chubut, y por otro al ministro de Seguridad, Federico Massoni quien en esta oportunidad se ubicó lejos del primer mandatario. Al parecer, a Mariano no le cayó en gracia la reciente denuncia de su Ministro que incomodaría a ciertos amigos del poder.


NEWSLETTER

Mantenete actualizado


COMENTARIOS