DE CARA A LA NUEVA TEMPORADA DE LA LNB

Básquet: “Nico” de Los Santos mentalizado en Boca


El Diario | Deportes | Regionales

El basquetbolista trelewense, Nicolás de Los Santos, se sumará de cara a esta nueva Temporada de la Liga Nacional de Basquetbol a Boca Juniors.
Previo a su viaje rumbo a Buenos Aires, habló con El Diario Web, cantando sus expectativas en la institución “xeneize”, el regreso a los entrenamientos, los objetivos para su carrera y la vida en familia.

Entrenamientos en cuarentena y ahora rumbo a Boca

Este fin de semana, el jugador bahiense, trelewense por adopción, Nicolás de Los Santos, emprendía viaje hacia Capital Federal, para iniciar su etapa como nuevo jugador de Boca Juniors en la próxima Temporada de la Liga Nacional de Básquetbol.
Previo a su nuevo rumbo, “Nico” dialogó con El Diario Web, en una amena charla en la que, consultado por este desafío, de ponerse la casaca del “Xeneize” club del que es hincha fanático, explicó: “ponerme la camiseta de Boca es algo que anhelo bastante. Pero lo primordial es volver a entrenar”. Destacó la necesidad del deportista por regresar a los entrenos en su reducto ya que “pasó mucho tiempo” sumando que “es volver a entrenar con el equipo, en condiciones normales, no cada uno por su cuenta. Es poder volver a estar juntos”.
En cuanto a lo que será la logística en el ´Mundo Boca´ dijo que “tuvimos una charla con el CT y dirigentes de Boca, que nos explicaron el protocolo, nos van a hisopar, nos tendrán aislados, entrenaremos de a dos, en turnos diferentes, en la cancha, en la cancha auxiliar para hacer físico, el gimnasio. Está todo armado”.
Sobre cómo fue desarrollar entrenamiento ´en casa´, Nicolás explicó que “he hablado con compañeros a los que les agarró el bajón, no encontraban motivación para entrenar. A mí no pasó, obvio que había días que tenía más ganas que otros, pero el bajón- bajón no me dio nunca. Le buscaba la vuelta para agarrar motivación”.
En lo particular, comentó que “en Trelew entreno desde hace casi 3 meses, y la llevé bastante bien”. Una vez en Trelew, se sumó a los entrenamientos en el Gimnasio CEYDDET “tengo un gran PF como lo es Peto Ruiz, hay ejercicios de fuerza que fuerzas que lo llevamos a la pelota. Al principio costó un poco, pero después le volvimos a agarrar la mano. Lo importante es mantenerse bien físicamente, cuando volvamos a la cancha, será más fácil encontrarle el gustito otra vez”.
De cara a la preparación para la Temporada que iniciará el 1° de noviembre, el jugador analizó que “creo que un mes no va a ser suficiente para la preparación. Gente que sabe dijo que necesitaremos entre 45 y 60 días para estar bien, sentirnos en forma. Creo que es poco el tiempo para prepararse, pero nos vamos a tener que adaptar. El mes que tengamos hay que optimizarlo de la mejor manera para llegar lo mejor posible al torneo”.

Un Boca en el que vuelve a encontrarse con compañeros y amigos

De Los Santos, se sumó a este plantel del “Xeneize” que tiene como entrenador Gonzalo García (su ex coach en Gimnasia de Comodoro Rivadavia) y dos ex compañeros también en “El Verde” como ser Leonel Schattmann y Federico Aguerre. Esto, llena de optimismo de cara a lo que pueda suceder con este equipo: “obviamente que permite ilusionarse. Con Leo y Fede, más el DT Gonzalo, estamos muy ilusionados con el equipo que se armó, con muchas ganas. Ansiosos por poder volver a entrenar. Uno de las decisiones de venir a Boca fue por eso, por volver a juntarnos todos y el objetivo que tiene el club, de mejorar las últimas campañas, ojalá estemos a la altura de lo que se pretende”.
Tanto Schattmann como Aguerre, han sido jugadores de Boca, pero para ´Nico´ será nuevo vestir los colores del “Xeneize”, especial porque es fanático. Al respecto, contó que “Leo y Fede son ejemplos de esos a los que nos les gusta el futbol, no sé si lo sientan tanto como yo, que soy hincha. He hablado con otros compañeros que han estado y te cuentan lo que es Boca, lo que conlleva todo eso. En el ámbito del básquet es de los mejores del país, con todo desde infraestructura, cuerpo médico, así que hay que aprovechar como se pueda. Vivir cosas desde adentro para mí, será increíble”.
Cuando Gonzalo García le propuso sumarse, enseguida se ilusionó, como todo hincha por poder vestir los colores de su club e ir a ver los partidos: “cuando me llegó el llamado de Gonzalo me dijo que quería que vaya, una de las primeras cosas que se me cruzó fue eso, ver a los jugadores, pedirle una foto a Román, estar ahí”.

Análisis de la Liga que se viene

Consultado por como vislumbra, la próxima Temporada, atravesada por el contexto de pandemia, de Los Santos, analizó que “será una Liga competitiva, como lo han sido las últimas. Por más de que algunos digan que el nivel bajará, será una Liga diferente. Está demostrado que en básquet, no solo con nombres podes salir campeón y llegar a algo. Hay que jugar todos los partidos. Hay muchos chicos jóvenes, que vendrán de otras categorías, con ganas, talentos, cosas por demostrar. Creo que será una Liga muy pareja. Yo pretendo que a Boca le vaya bien”.

Más metas y objetivos a cumplir

Sobre los objetivos y metas a cumplir que aún tiene en su carrera, confesó que “soy un afortunado de poder jugar al básquet y de vivir de esto. Hay muchos chicos que quisieran estar en mi lugar, así que trato de tomarlo con mucha responsabilidad, de seguir con el amor por este deporte que tengo desde chiquito”, pero agregó que “uno siempre apunta a lo más alto, a mejorar”.
“Si bien tengo 32 años, la vida del deportista se ha estirado mucho más, me quedan años de carrera, y quiero plantearme cosas importantes, como estar en un equipo competitivo, que pelee cosas, volver a ser campeón, tener una nueva oportunidad en Europa en algún equipo, son cosas que tengo en la cabeza y hay que trabajar para que se den”, sentenció.

Su familia, su mejor equipo

De Los Santos sonríe y le brillan al hablar de su familia y en especial de sus compañeras, su esposa Celeste y su hija Pilar. Consultado por como transitó esta etapa de cuarentena con su pequeña hija, contó que “Pilar tiene días y días, hablamos con Cele y no nos podemos quejar. Tiene 6 años y quiere hacer de todo, pero se porta bastante bien. Del jardín que le mandan tarea y actividades”. Entre risas, también, confiesa que “había momentos en los que mi mujer me decía ´no aguanto más, que empiece La liga´ porque soy bastante pesado, inquieto (risas)” pero se emociona al decir que “la verdad es que estoy sumamente feliz con la familia que he formado. Nos llevamos muy bien”.


COMENTARIOS

Comments are closed.