Además de querer prohibir la entrada a musulmanes, Trump llama a cerrar internet


El favorito de las encuestas presidenciales de la oposición republicana, el empresario Donald Trump, enfrentó hoy una catarata de críticas por su llamado a prohibir la entrada a Estados Unidos a todos los musulmanes, incluidos los ciudadanos norteamericanos, con una nueva y más polémica propuesta: cerrar internet.
Propios y ajenos repudiaron la propuesta islamófoba que lanzó Trump, como respuesta al tiroteo de la semana pasada, cometido en California por una pareja musulmana, él estadounidense y ella paquistaní, que terminó con un saldo de 14 muertos. La milicia del Estado Islámico reivindicó el ataque, aunque el FBI sigue investigando cuál era el vínculo entre este grupo extremista y los agresores.
Una de las voces que condenó con más fuerza a Trump fue el propio gobierno de Estados Unidos. Lo que dijo el pre candidato republicano «lo descalifica para ser presidente», fustigó en una conferencia de prensa el vocero de la Casa Blanca, Josh Earnest, citado por la agencia de noticias EFE.
Por su parte, la favorita del oficialismo para reemplazar al presidente Barack Obama el año próximo, Hillary Clinton pidió desde su cuenta de Twitter que los estadounidenses le digan «a Trump: El odio no es un valor estadounidense». Trump tampoco recibió apoyo entre sus rivales en la primaria republicana.
El senador Marco Rubio calificó su propuesta antimusulmana como «ofensiva y extravagante», mientras que el senador Lindsey Graham la tildó de «absurda» y la ex gerenta Carly Fiorina bromeó con que «trump es un regalo de navidad para Hillary Clinton».


NEWSLETTER

Mantenete actualizado


COMENTARIOS