PLAN DE DESARROLLO PRODUCTIVO VERDE

Nación quiere fabricar 20 mil bicicletas eléctricas por año


El Gobierno nacional anunció la puesta en marcha de un Plan de Desarrollo Productivo Verde para reconvertir la tecnología de empresas para hacerlas más ecológicas y para desarrollar determinadas industrias de una manera amigable con el medio ambiente. Uno de esos proyectos es el de la fabricación de bicicletas eléctricas, un vehículo que en distintos países actúa como sustituto de autos o motos en las grandes ciudades.
De esta forma, el estímulo al desarrollo y a la compra de bicicletas eléctricas es uno de los objetivos que el Ministerio de Desarrollo Productivo se planteó en el corto plazo en el marco del Plan Verde, que en total destinará unos 10.000 millones de pesos para distintas iniciativas que involucran a unas 3.550 empresas. De esos diez mil millones, 3.000 millones será el fondeo que corresponde al proyecto de impulso a las bicicletas eléctricas. Ese dinero se canalizará a través de líneas de créditos subsidiados para la compra de unos 20.000 rodados a través del Banco Nación. De todas formas, esos préstamos estarán disponibles más adelante, cuando comience a rodar la nueva producción local.

Convenio

La iniciativa de fabricación de bicis eléctricas se cristalizará en los próximos días en un convenio que firmará la cartera laboral con tres cámaras empresarias: Asociación de Industriales Metalúrgicos (Adimra), la Cámara Argentina de Industrias Electrónicas, Electromecánicas y Luminotécnicas (Cadieel), y la Cámara de la Industria de Motovehículos, Bicicletas, Rodados, Motopartes y Bicipartes argentinas (Cimbra).
“Este acuerdo implica la implementación por parte del Ministerio de Desarrollo Productivo de herramientas de apoyo a la oferta, asistencia técnica y financiamiento a través del Programa de Proveedores”, explicó la cartera que dirige Matías Kulfas el día de la presentación del Plan Verde.

Integración nacional
Las conversaciones entre las empresas fabricantes nucleadas en Cimbra, los metalúrgicos y los electromecánicos y los funcionarios del Ministerio de Desarrollo Productivo comenzaron el año pasado. En esa mesa de discusión se acordó que el plan para fomentar el desarrollo de bicicletas eléctricas cuente, en su mayor parte, con componentes de origen nacional, con un espíritu similar al del plan Juana Manso para el caso de las notebooks o Mi Moto, para motocicletas.
En términos generales, se llegó a la conclusión de que el proyecto podría incluir un subsidio a la demanda de unas 20.000 bicicletas eléctricas, que se materializará a través de líneas de préstamos del Banco Nación que tendrá tasas por debajo de la inflación y que podría incluir hasta 48 cuotas. La extensión de los créditos responde a que se tratará de vehículos que tendrán un precio inicial de entre 150.000 y 200.000 pesos.
Según explicó Daniel Tigani, presidente de Cimbra, “estamos arrancando la producción este segundo semestre y estimamos que la fabricación va a tomar más volumen y velocidad más cerca de fin de año”, comentó a Infobae quien además es director de Azzurra Bikes. “Todo producto nuevo tiene una primera etapa de pionerismo, el que la quiere tener antes que nadie. Después viene el que es más selectivo, y recién después se convierte en masivo”, mencionó Tigani.

Las bicicletas

En una primera etapa habrá unos tres modelos de bicicletas eléctricas en fabricación. Serán dos de tipo “urbanas” y una mountain bike. Las dos primeras serán las versiones más económicas y la mountain bike, con mayor autonomía y capacidad de circular por ejemplo en rutas, tendrá un precio mayor. Para más adelante se prevé el desarrollo de un modelo plegable, también cada vez más popular entre las bicicletas mecánicas.
Las series a fabricar tienen como características generales que contarán con baterías de entre 350 y 500 watts, tienen un tiempo de carga de unas cuatro horas y una autonomía de entre 65 y 80 kilómetros, lo que dependerá de en qué superficie se utilice la bicicleta (no demanda la misma energía andar por el asfalto que por una superficie más blanda) y del peso de quien la utilice.
“En Europa actualmente el 50% de las bicicletas son eléctricas. Hay un gran potencial desde la fabricación actual de 1,5 millones de unidades convencionales por año que tenemos en Argentina, solo con aspirar a tener un 10% del total eléctricas, aunque trabajamos con un primer horizonte conservador de 5% del total”, dijo el presidente de Cimbra. Actualmente hay empresas que fabrican bicis eléctricas pero el monto es poco significativo. Incluso muchas de las que están en oferta son directamente importadas.
La mayoría de las bicipartes son de fabricación nacional, incluso las baterías que incluirán las nuevas unuidades y que representan el 30% del valor total del rodado. Lo único que todavía deberá importarse hasta tanto exista una estructura productiva que pueda sustituir esas compras al exterior serán los motores, explicaron fuentes del sector, que aseguran que la Argentina tiene una de las pocas fábricas de llantas de aluminio del mundo.


NEWSLETTER

Mantenete actualizado


COMENTARIOS