Falsas promesas


El Diario | Termómetros

El malestar de los trabajadores de la Dirección General de Rentas (DGR) con el ministro Oscar Antonena va en aumento. Afirman que no alzan la voz porque las autoridades del área “los amedrentan y hay temor a represalias”, confiaron a El Diario. Esta vez el reclamo es por la oportunamente anunciada agencia de recaudación provincial. Según revelaron fuentes de la DGR nunca se convocó al personal para que participe del armado del proyecto “como había prometido el Ministro”. Los trabajadores presentaron un reclamo formal ante el anuncio realizado hace un año atrás, y según indicaron, “nunca brindaron información clara y precisa”. Esta semana volvió a mencionarse que desde Economía, estarían evaluando el proyecto, y por ello los trabajadores llaman la atención de los funcionarios solicitando que “prioricen al personal de la planta de la DGR”. Antonena no estaría ganando seguidores entre los empleados de su cartera.


COMENTARIOS