VECINOS COMPRAN CÁMARAS DE SEGURIDAD ANTE LA AUSENCIA DEL ESTADO

Inseguridad: Monitoreo bajo sospecha


El Diario |

Ante los crecientes hechos de inseguridad y el alto índice de violencia ejercida, también aumenta el reclamo ciudadano, advirtiendo ausencia y desidia por parte del Estado. El viernes último en Comodoro Rivadavia, ante la demora de las cámaras de seguridad comprometidas por el ministro de Seguridad, Federico Massoni, los vecinos del barrio José Fuchs decidieron reunir dinero y comprar dos cámaras para tener mayor seguridad en la cuadra. El hecho resulta anecdótico, puesto que las cámaras de seguridad y la mejora en el servicio en los centros de monitoreo de toda la provincia fue uno de los compromisos del ministro Massoni, cuando cuestionaba la anterior gestión municipal de la ciudad petrolera, y posteriormente cuando denunciaba fraude al Estado en la compra de cámaras por parte de funcionarios, uno de ellos el actual diputado Rafael Williams.
Hace poco más de un año, Massoni confirmaba el “fraude al Estado” por la compra de cámaras de seguridad, tras una denuncia que él mismo había presentado.
Según declaraciones del Ministro de Seguridad de Chubut, los peritajes confirmaban sus sospechas y se habrían detectado anomalías e irregularidades que iban desde el uso de tecnología obsoleta hasta el incumplimiento total de lo contratado.
“Ya se ha entregado la pericia terminada con conclusiones al fiscal De Franco; me genera repugnancia al darnos cuenta que las irregularidades e ilícitos eran más grandes que los que había denunciado”, dijo Massoni quien había denunciado a los ex ministros Rafael Williams y Pablo Durán, y los ex subsecretarios Pablo García y María Victoria Das Neves.
De acuerdo a lo expresado por Massoni en esa oportunidad, el fraude alcanzaba una suma cercana a los 150 millones de pesos.
Más de un año después la causa no ha prosperado, y si bien en algunas localidades hubo cierta mejora en la calidad del servicio de cámaras de seguridad, se debe al aporte que hicieron los municipios de esas ciudades.
Mientras en Comodoro Rivadavia los vecinos, cansados de esperar las respuestas del Gobierno Provincial, compran sus propias cámaras de seguridad, en la misma semana, en la ciudad de Esquel, “falló” el sistema de monitoreo que está bajo la órbita del Ministerio de Seguridad, y se produjo un robo en los Tribunales de la ciudad cordillerana donde desaparecieron armas de fuego ligadas con causas judiciales en proceso.
Una vez más el servicio de monitoreo está bajo sospecha, y resta saber, si al igual como denunciaba Massoni en 2018 y 2019, actualmente sigue habiendo tecnología e irregularidades en la prestación de servicios de terceros.


COMENTARIOS

Comments are closed.