BÁSQUET EN PUERTO MADRYN

Los clubes se unen para movilizar el regreso a las prácticas


El Diario | Deportes

Un grupo de entrenadores de los clubes Deportivo Madryn, Guillermo Brown y Ferrocarril Patagónico, junto con los profesores de la Escuela Municipal de la disciplina, se reunieron para en conjunto, armar un protocolo común para conseguir el regreso a las prácticas.
Los referentes de cada institución, coincidieron en la importancia de trabajar juntos para lograr retomar los entrenos de manera física. Se busca la habilitación para la demostración del protocolo ante las autoridades municipales y provinciales encargadas de la verificación.

 

 

Puerto Madryn quiere volver a hacer picar “la naranja”

El básquetbol, en localidades como Trelew, ya tuvo a sus instituciones de Racing Club y Huracán, desplegando y demostrando sus respectivos protocolos para el regreso a las prácticas, en este contexto de pandemia COVID-19 que hoy en día transita por la Fase de “Distanciamiento Social”.
Esa misma iniciativa, es la que por estas horas, persiguen los entrenadores de los tres clubes de Puerto Madryn practicantes de de la disciplina, como ser Deportivo Madryn, Guillermo Brown y Ferrocarril Patagónico, sumándose a ellos una cuarta institución, como ser la Escuela Municipal.
Los entrenadores referentes de cada club e institución, se reunieron el pasado lunes a fines de comenzar a delinear un trabajo en conjunto, determinar un protocolo común para desplegar en sus respectivas instalaciones, una vez que el deporte de “la naranja” sea habilitado para su práctica meramente física.
Se busca que, luego de haber delineado juntos un protocolo común, afín a sus instalaciones, este pueda desplegarse y desarrollarse, como así también demostrarse ante las autoridades municipales y provinciales, encargadas de la evaluación de esta serie de pautas de bioseguridad e higiene para la prevención del contagio y propagación del Coronavirus.
Vale destacar que según lo que pudo verse en las demostraciones realizadas por Racing y Huracán de Trelew, se plantean, entre otras cuestiones, ingresos bien demarcados por cada jugador, con un determinado lugar en su vestuario donde puede conservarse el distanciamiento o bien que llegaran cambiados listos para la práctica. Que cada deportista tendrá su espacio dentro del parquet, con las mismas dimensiones para cada cual, donde desarrollarán los ejercicios físicos; mientras que al momento de utilización de balón, lo harán con uno propio, que luego será higienizado pertinentemente.
Este protocolo, podría cumplirse con categorías Mayores y Formativas, quienes efectivamente puedan respetar y cumplir con las recomendaciones y normas para la prevención. Con las divisionales menores, el Minibásquet, esto sería más difícil de cumplir, teniendo en cuenta que los y las niñas, suelen jugar , recrearse, generando el contacto físico.


COMENTARIOS

Comments are closed.