LA EXPAREJA DENUNCIÓ QUE LA INTIMIDÓ CON EL ARMA REGLAMENTARIA

Detuvieron a un policía por abuso y violencia de género


El Diario | Judiciales | Trelew

En una audiencia de control realizada por el sistema de videoconferencia, el Ministerio Público Fiscal de Trelew, representado por la funcionaria de fiscalía Mónica Carlassare imputó por hechos enmarcados en violencia de género a un empleado policial luego de haberse solicitado la respectiva detención al sumarse diversos elementos colectados a partir de la denuncia radicada en comisaría de la mujer. Participaron la Jueza María Tolomei y ejerciendo la defensa del imputado actuó el abogado Carlos Conti.
Se le imputa el hecho ocurrido en fecha 8 de marzo del corriente año, siendo aproximadamente las 00:30 horas en circunstancia que la víctima se encontraba trabajando en un comercio de Trelew. En aquel momento ingresa quien se desempeña como empleado policial y con quien tienen un hijo en común, la lleva al sector de la cocina y previo haberla levantado del cuello la golpea contra los azulejos y la insulta, la toma de la mano y la lleva hacia la camioneta que se encontraba estacionada frente al local en donde estaba un amigo de él, situación ésta que es observada por su prima que también se encontraba trabajando en el mismo sitio.
Una vez que salen del comercio, la obliga a subir al rodado mientras en todo momento insultaba a su ex pareja observando ésta que tenía su arma por encima de la ropa generándole temor por su vida, atento que sabe que siempre anda con el arma cargada. Al dejar a su amigo en su domicilio la mujer se quiere bajar de la camioneta, pero la retiene y la amenaza con hacerle daño al hijo, sacando su pistola de adentro de su ropa para intimidarla y la lleva obligadamente a su casa donde en forma violenta la fuerza a mantener relaciones y la somete siempre bajo amenazas contra ella y el niño. Mediante forcejeos ella logra que no la siga violentando y el imputado la lleva nuevamente al local comercial siempre bajo amenazas e insultos. Posteriormente la siguió amedrentando e intimidando mediante mensajes de WhatsApp en los que además le exigía la entrega de dinero poniendo como plazo el día siguiente.
Según la funcionaria de fiscalía el hecho dado a conocer podría encuadrar en la figura de abuso sexual con acceso carnal en concurso real con amenazas agravadas por utilización de arma de fuego y coacción, arts.119 tercer párrafo y 149 bis 2do y tercer párrafo del código penal, en perjuicio de la denunciante y de su hijo menor, en el contexto de Violencia de Género, Ley 26.485. Solicitó la prisión preventiva al argumentar los peligros procesales de fuga y de entorpecimiento. El primero de ellos, por las característica del hecho, y la pena que se espera como resultado del procedimiento, ( inc. 2 del art. 221 del C.P.P.) por la importancia del daño que ocasionó a la víctima tanto físico como psicológico, con utilización de arma de fuego existiendo una gran diferencia ante la víctima mujer totalmente vulnerable y el imputado que es policía y puede acceder al arma de fuego y sin importarle concurrir al lugar de trabajo de su ex pareja y agredirla en presencia de otras personas que se encontraban en el local comercial( art. 3 del art. 221 del código procesal penal). En cuanto al entorpecimiento para la averiguación de la verdad, se tiene la grave sospecha que destruirá, modificará o ocultará elementos de prueba como influir a testigos. (art. 222 inc. 1, 2 del mismo código), teniendo en cuenta que nos encontramos en los primeros momentos de la investigación, en plena recolección de elementos de convicción a fin de esclarecer el presente hecho.
Valoró la fundamentación la doctora María Tolomei al destacar la gravedad de los hechos imputados, y la expectativa de pena, las características del hecho, y los riesgos de fuga y entorpecimiento, para resolver la prisión preventiva del imputado en principio por el término de dos meses. (Fuente: MPF)


COMENTARIOS

Comments are closed.