CONCEJALES DE ‘ARRIBA RAWSON’ SE PRONUNCIARON EN CONTRA

Rawson rechaza correr el ejido de Trelew hacia el mar


El Diario | Rawson

Una inesperada polémica y malestar generó entre los integrantes del Concejo Deliberante de Rawson tomar conocimiento a través de los medios respecto del proyecto planteado por el Ejecutivo Municipal de ciudad de Trelew, en cuanto a impulsar una modificación del ejido de esa localidad hacia el mar, “en otro claro intento de arrebato a la capital provincial”, refutaron los rawsenses.
Desde la bancada Arriba Rawson, la edil Anahí Olivera reclamó, “respeto a la idiosincrasia de nuestra ciudad, teniendo en cuenta que debe considerarse en favor de los municipios costeros cualquier cambio de jurisdicción”.
Por su parte el presidente del cuerpo, Mauro Martínez Holley recordó que, “llama la atención, esta pretensión del jefe comunal vecino -que repite su mandato-, pero que en los cuatro años anteriores nunca resolvió el tema de la Laguna Negra que padece Rawson”. Y añadió, “tampoco hizo nada por corregir el claro delito ambiental que significa la descarga de los pluviales de las calles Owen y Muster que nos obliga a suspender la potabilización del agua, con el claro perjuicio que a todos esto nos provoca”.
Olivera agregó como recuerdo reciente que, “se toman decisiones en desmedro de la ciudad capital, tales como el traslado de la Planta de Verificación Vehicular ó el fallido intento del traslado de la Escuela de Cadetes de la Policía Juan G. Boyd, sin respetar la condición de capital provincial y sin siquiera dar a conocer tales proyectos. Obviamente se pretende avasallar a la ciudad y sus autoridades con hechos consumados”, aseguró.
Volviendo al irresuelto tema de la Laguna Negra, Martínez Holley recordó que “hace largos años que hay una sentencia judicial en firme que ordena que cese en descargar sus líquidos cloacales en nuestro ejido. Y ordena que le den tratamiento a tales descargas. Sin embargo y como han hecho tantos intendentes, nada hizo al respecto, pese a que debe pagar una multa diaria”.
Ambos concejales coincidieron en interpretar que detrás del pretexto del ejido hay una clara intención de hacerse de la zona norte del sector de playas que tiene intensa actividad recreacional y deportiva, como es el caso de Bajo los Huesos.
“Yo repudio estas pretensiones que son decisiones políticas tomadas de manera irresponsable que además pretenden enfrentar a los vecinos de ambas ciudades, cosa que no ocurrirá porque la convivencia entre ambas ciudades es mayor que las ambiciones de enanos políticos”, concluyó la edil.
“Este Concejo Deliberante redactará un marcado y profundo rechazo a este proyecto que rememora las viejas estrategias de correr los mojones, como si se tratara de tierra de nadie. Hay en esta idea un marcado espíritu egoísta, poco empático, en absoluto solidario, desconociendo que las sociedades modernas no pueden crecer a costa de los demás vecinos o a pesar de arrebatarle a los demás, lo que no es suyo”, cerro por su parte Martínez Holley.


NEWSLETTER

Mantenete actualizado


COMENTARIOS