EN EL MARCO DE LOS PRIMEROS 20 AÑOS COMO PATRIMONIO NATURAL DE LA HUMANIDAD

Inauguraron el nuevo centro de visitantes de Punta Norte en Península Valdés


Este jueves 5, se celebraron los 20 años de la declaración del Área Natural Protegida Península Valdés como Patrimonio Natural de la Humanidad de la UNESCO en la Unidad Operativa Punta Norte.
Del acto, que encabezó el gobernador del Chubut, Mariano Arcioni, participaron también el ministro de Turismo y Áreas Protegidas de la Provincia, Néstor García; los subsecretarios de Conservación y Aéreas Protegidas, Sergio Casin, y de Articulación Científica y Tecnología, Mauro Carrasco; el presidente de la Administración de Vialidad Provincial (AVP), Nicolás Cittadini; del Instituto Provincial de la Vivienda y Desarrollo Urbano (IPVyDU), Carlos Simionatti; el intendente de Puerto Pirámides, Javier Roldan, y el electo, Fabián Gandón; representantes de la ONG WSS; además de otros funcionarios provinciales y municipales, invitados especiales, turistas y público en general.

Centro “Antonio Torrejón”

El mandatario provincial, junto al ministro García, dejó inaugurado el Centro de Visitantes con el nombre de “Antonio Torrejón”, en homenaje a quien encabezó en 1998 la postulación para obtener el galardón al año siguiente.
También en esta oportunidad, se reconoció a los redactores y gestores del proyecto de declaración del Patrimonio Maricel Giaccardi, Cecilia Torrejón, Alicia Tagliorette, al propio Néstor García, a Pedro Neiff -ya fallecido-, y al fotógrafo Alberto Patrian. Además se firmaron diversos convenios y se entregó agradecimientos a guardafaunas y a personal de la Administración de Península Valdés.
En el emotivo acto, Arcioni destacó que “los centros y polos turístico que tiene esta provincia están cada vez mejor, y esto es gracias a ustedes, a los guardafaunas, al Área, al Ministro, al sector privado y a todos”, y sostuvo que “nuestra función y responsabilidad como representantes, como Gobernador y como ministros es trabajar para que el día de mañana esto se siga manteniendo, siga creciendo y potenciando; y cuidar el medioambiente, hoy que tanto ruido hay y nunca faltan aquellos que dicen cosas que no son ciertas”.
En ese sentido, Arcioni afirmó que “esto es lo que yo quiero, por eso mi agradecimiento y reconocimiento a todos los que hacen posible que podamos disfrutar de estas maravillas únicas en el mundo”, y agregó que “los patagónicos, en especial los de Chubut, amamos la naturaleza, amamos nuestra provincia, somos gente de bien, laburadora y que quiere lo mejor para la provincia. Gracias nuevamente a ustedes, por hacernos sentir cada vez más orgullosos de esta provincia”.

La importancia de Península

Por su parte, García reveló que “elegimos Punta Norte porque creemos que es el inicio de todo, cuando en aquellos años hablar de turismo y conservar los recursos era una total utopía”, y añadió que “cuando Chubut era Territorio Nacional, en este lugar se explotaba el lobo marino en números altísimos -aproximadamente 150 mil ejemplares-, pero cuando pasó a ser Provincia se tomó la decisión de hacer una reserva de fauna turística. Ahí es donde comienza toda una historia diferente para la Península Valdés y para todos los chubutenses”.
“Hoy hemos logrado una sinergia con distintos sectores, entre el sector turístico público y privado e investigadores, y hemos empezado a entender la importancia a los veinte años de declarado Patrimonio de la Humanidad, dado que muy pocos lugares tienen esta condecoración y nosotros las tenemos todas y está en nosotros”, aseguró el titular de la cartera turística, y remarcó que “logramos un trabajo fuerte y unido, que es lo que nos va a desarrollar y potenciar a futuro”.
Más adelante, García señaló que “lo importante no son los actores del momento sino la obra y Península Valdés, hacia ella tenemos que entregar nuestro esfuerzo y trabajo, tomar reglas claras”, y aseveró que “hay montón de tierras y recursos abandonadas; con garantías de uso turístico o de conservación tenemos que ir por estas tierras, que son más de 12 mil hectáreas en Chubut”.
“Creo que estos veinte años nos tiene que llamar a todos a una reflexión. Hablar de futuro es muy importante, pero tenemos que actuar y accionar en el presente”, comentó el Ministro de Turismo y en esta línea sostuvo que sin “el acompañamiento del sector privado, guardafaunas, de los pobladores y de diferentes sectores” su gestión tendría éxito.

Lo que queda por delante

En la ocasión, Cecilia Torrejón expresó que “este es un día muy importante y conmovedor, es un lindo reconocimiento hacia mi papá”, y agregó que “son 20 años de la Declaración, en la que trabajaron muchas personas, como así también en el Plan de Manejo; y que siguen trabajando, porque lo bueno del turismo y la conservación en Chubut es que se trata de mucha gente que está convencida de lo que hace”.
“Esto es materializar algo que desde sus inicios, cuando se crea lo que era la Reserva, este espacio fue pensado para que se convirtiera en un centro de interpretación. Se iba adaptando de acuerdo a lo que eran los usos de los habitante y los primeros turistas que venían”, conto Torrejón y remarcó que “hubo toda una visión estos espacios. Lo importante es que se va avanzando y que hay que aprender de lo que se hizo en el pasado, vivir el presente con buena consciencia y proyectar hacia el futuro. Como dijeron Quique y el gobernador Arcioni, nos queda una camino muy largo”.
Finalmente, se refirió a todo lo que su padre hizo por el turismo en Chubut. “Fue un visionario, un autodidacta, un inspirado y un gran gestor. Un atrevido de esos que hacen falta y que fue adquiriendo buenos conocimientos. Siento un orgullo enorme, tuve la suerte de acompañarlo en este recorrido. Fue mi primer maestro además de mi padre”, finalizó.

Firma de Convenios

En la oportunidad, el Gobierno del Chubut firmó un convenio entre el Ministerio de Turismo y Áreas Protegidas y la Administración de Vialidad Provincial (AVP), donde el organismo vial se compromete a proveer al Ministerio la cantidad de 25.600 adoquines de hormigón, que serán destinados para construir un playón para tránsito de turistas en Caleta Valdés 590 m2. El mismo fue rubricado por el gobernador Arcioni. el presidente de AVP Cittadini, y el ministro Garcia.
Por otra parte, se firmó el convenio entre la cartera de Turismo provincial y la Wildlife Conservation Society (WCS) para estrechar lazos de trabajo y cooperación en materia de protección y conservación del medio ambiente. El mismo fue firmador por el gobernador Arcioni, la representante de WCS, Carina Fernández Righi y el ministro García.
Desde hace muchos años el trabajo desarrollado por la Fundación en territorio chubutense marca un precedente único. La WCS trabaja en la Argentina desde 1960 y uno de sus principales objetivos es la conservación del pingüino patagónico. En 1982, a partir del interés del Doctor William Conway, inicia un proyecto de investigación sobre el esta especie, junto a la provincia de Chubut.

Declaración de la UNESCO

El 4 de diciembre de 1999, el Comité de Patrimonio Natural Mundial de la UNESCO otorgó la calificación de “Patrimonio Natural de la Humanidad” a Península Valdés cuando se reunió en Marruecos.
Península Valdés fue seleccionada entre 24 propuestas; en total hay 107 lugares del mundo declarados patrimonio natural, 380 con rango de patrimonio cultural y 19 con ambas denominaciones.
En esa extensión de meseta, salinas y ambientes costeros con playas de acantilado, arena y canto rodado, conviven especies únicas en el mundo, lobos y elefantes marinos, orcas, delfines, pingüinos de Magallanes y más de 100 especies de aves. Pero sin duda la ballena franca austral es el atractivo principal de la península.
Entre los animales terrestres autóctonos que habitan en Valdés se encuentran la martineta, el ñandú petiso, el zorro colorado y la mara. Y un animal emblemático de la Patagonia: el guanaco.
Las gestiones para lograr el reconocimiento de Patrimonio Natural de la Humanidad para Península Valdés no fueron fáciles y llevaron 2 años. La primera presentación se realizó en marzo de 1997 a través de la Secretaría de Turismo de la Nación y la provincia de Chubut acompañó la propuesta.

Justificación para la inscripción

La península Valdés tiene una concentración muy importante y significativa de los hábitat naturales para la conservación “in-situ” de varias especies amenazadas de un valor universal excepcional, y específicamente su importancia en la crianza de la ballena franca austral, que es una especie en peligro de extinción. También es importante debido a las colonias de cría de elefante y lobos marinos. El área exhibe un ejemplo excepcional de la adaptación de las técnicas de caza que tiene la orca a las condiciones costeras locales.


COMENTARIOS