BÁSQUET LIGA NACIONAL

Gimnasia finalizó el año invicto de local y puntero


El Diario | Deportes

En la noche del sábado, Gimnasia de Comodoro Rivadavia superó a Peñarol por 85 a 76 y cerró el año como líder en La Liga Nacional e invicto en su Estadio, el “Socios Fundadores”.
Sebastián Vega y Roberto Acuña fueron los goleadores con 16 en el ganador; mientras que en la visita, Joaquín Valinotti aportó 25.

“El Verde” cerró de manera inmejorable el 2019
En la noche del sabado, Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia, recibió a Peñarol de Mar del Plata, por el último encuentro del año en la Liga Nacional de Básquet.
Peñarol comenzó el partido ganando 1-0, pero rápidamente Gimnasia le quitó el dominio y se escapó varias veces en el primer cuarto. Primero 6-1, luego 12-3, también 17-7 y finalmente 24 -14. La defensa «Millrayitas» no fue buena.
Un 21-19 en los segundos 10 minutos le permitió a Peñarol cerrar abajo por ocho 43-35. En la recuperación, la mejoría del trabajo en su canasto fue clave, mientras que en ofensiva se destacó Joaquín Valinotti, con 15 unidades en 15 minutos.
La reacción para intentar ponerse más cerca no pudo ser concretada durante gran parte del tercer cuarto. Gimnasia retomó su buen andar y dominó con tranquilidad, apoyado en el buen rendimiento de sus relevos.
De todas maneras, con un triple de Shaw, el visitante se puso a nueve (60-51) y con una volcada de Vaulet seguida de dos libres coronó un 7-0 para arrimarse a cinco (60-55) con dos minutos por jugar. El «Verde» salió del apuro con el mismo parcial tranquilizador y volvió a escaparse 67-55 al sonar la chicharra.
Esa diferencia resultaría decisiva. Porque le alcanzó a Gimnasia para no sufrir sobresaltos a pesar de un flojo último cuarto. A falta de cuatro minutos, Peñarol ganaba el parcial 11-8 pero los locales estaban arriba 75-66. Con dos y medio por jugar, el elenco de Villagrán tenía 10 de renta (79-69).
El «Millrayitas» pudo tener chances en el cierre cuando logró ponerse a seis (82-76) restando un minuto y medio, pero un triple de Vega sepultó las últimas esperanzas.


COMENTARIOS

Comments are closed.