Fernández anunció un bono para los jubilados que cobren la mínima


El Diario | Nacionales

El presidente Alberto Fernández anunció que los jubilados que perciban la mínima cobrarán un «adicional» de 5.000 pesos en los meses de diciembre y enero, en tanto que los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH) recibirán «dos mil pesos extra» antes de fin de año.
Además, confirmó que las tarifas de servicios públicos quedarán congeladas hasta el 30 de junio para «redeterminar» su «sentido».
«Las tarifas están suspendidas en su aumento, porque el gobierno de (Mauricio) Macri suspendió los aumentos para después de las elecciones. Se fue sin aplicar esos aumentos, nosotros no vamos a aplicarlos y nos vamos a dar tiempo hasta el 30 de junio para redeterminar el sentido de las tarifas», consignó.
«A nuestro juicio, las tarifas deben servir al modelo productivo. Este en un sistema tarifario que sirve a los que producen energía, pero no al resto de la Argentina», dijo, y añadió: «Tenemos que tener un sistema tarifario que sirva a la Argentina que produce y la industria, y también al usuario residencial en la medida de lo que pueda pagar».
Por eso, Fernández adelantó que el Gobierno está «trabajando en un sistema tarifario que segmente de acuerdo a las condiciones económicas de cada usuario». En declaraciones al canal Telefé, el Presidente sostuvo que las empresas de energía «tienen un colchón lo suficientemente amplio como para que podamos discutir un nuevo régimen tarifario».
El mandatario indicó que los jubilados recibirán «en diciembre y enero un bono adicional de 5.000 pesos cada mes», además de que, dijo, el Gobierno está «tratando de reintegrarle a los que cobran la mínima el derecho a no pagar más los medicamentos, y que el Estado se los suministre gratuitamente, con lo cual van a tener una mejora adicional por vía del salario indirecto».
Fernández anunció también que los beneficarios de la AUH recibirán «de acá a fin de año 2.000 pesos extra».
Por otro lado, puntualizó que el Impuesto a los Bienes Personales «va a volver a tener la alícuota de 2015, y lo que vamos a hacer ahora, que no se ha hecho nunca, es gravar los bienes que están en el exterior».
Asimismo, el mandatario anticipó que a partir del miércoles, el Gobierno lanzará el «Plan Alimentar», que establece que «toda mujer que tiene un embarazo de tres meses o hijos de hasta seis años», recibirá «4.000 pesos mensuales, si tiene un hijo, o 6.000 pesos mensuales si tiene dos hijos o más», detalló.
Sobre ese punto, adelantó también que «vamos a empezar por la ciudad que más pobreza tiene, que es Concordia», en Entre Ríos. «Vamos a entregar alrededor de 6.500 tarjetas», aportó.
Por otro lado, señaló que «va a haber ruido con el impuesto a la compra de dólares o a las transacciones con tarjeta de crédito, pero hay que entender lo que ha pasado en la Argentina».
«Yo me enojé mucho con Cristina (Kirchner) cuando puso el cepo, que permitía sacar 2.500 dólares por mes. Hoy, en ventanilla se pueden comprar 100 dólares por mes, porque lo dispuso Macri. Así quedaron las arcas del Banco Central», graficó.
En ese sentido, Fernández expresó que «la Argentina se quedó sin dólares» y «los dólares entran si producimos y exportamos. Si los pocos dólares que tenemos se nos van en paseos de los argentinos estamos en un problema enorme», advirtió.
Sobre la suba de las alícuotas de las retenciones al agro, sostuvo que los derechos de exportación actuales son «los que dejó el gobierno anterior. Lo único que hicimos es lo que se hizo en toda la economía: actualizar por el efecto devaluatorio que vivió la economía argentina. Las retenciones que hoy se pagan son las que estaban dispuestas», reiteró.
Tras aclarar que busca proponer que «se nos dé la facultad de aumentar tres puntos más las retenciones», recordó que en la campaña electoral asumió que tomará las «decisiones en conjunto» y «no va a imponerlas».
(Fuente: Ámbito)


COMENTARIOS

Comments are closed.