LA MAYORÍA DE LOS CASOS QUE LLEGAN A LA JUSTICIA QUEDA ARCHIVADA POR FALTA DE PRUEBAS

En Madryn se radican tres denuncias mensuales por maltrato animal


En la ciudad de Puerto Madryn funcionan varias entidades y grupos de personas dedicadas al proteccionismo de los animales, mayormente aquellos de carácter doméstico, en pos de fomentar los hábitos de tenencia responsable y concientizar sobre la importancia del cuidado de las mascotas y la castración, tanto en caninos como en felinos.
Uno de los aspectos de mayor repercusión es el maltrato animal, usualmente denunciado a través de las redes sociales, aunque con poca injerencia en materia judicial, ya que los casos vertidos en plataformas virtuales no suelen materializarse en exposiciones concretas ante la Justicia.
Según información recabada por El Diario, el área de Zoonosis municipal recibe entre dos a tres denuncias mensuales por casos de maltrato animal, ante las cuales suele actuarse de oficio, concurriendo al lugar y constatando la veracidad del hecho, para luego colaborar para mejorar la situación del animal, o bien solicitar una intervención más elevada en los casos donde realmente es necesario.

Pocas pruebas y archivo

Fuentes judiciales indicaron que este tipo de denuncias suelen ser archivadas, ya que en muchos casos no resulta posible comprobar la veracidad de lo expuesto, así como también algunos casos son publicados en redes sociales, sin pruebas que respalden lo relatado; en un menor porcentaje, se trata de problemas entre vecinos como el ocurrido semanas atrás, cuando una mujer denunció por maltrato animal a otra vecina que reside en una casa lindera, mencionando que le había propinado una patada a su gato; una aseveración que finalmente no pudo ser comprobada y que implicó una movilización de la estructura judicial para, finalmente, archivar dicha denuncia.

Intervención en primera instancia

De acuerdo a datos recolectados por este medio, la mayoría de las denuncias de este tipo suelen ser radicadas por vecinos ante el área municipal que también se encarga de impulsar campañas de castración y vacunación animal en distintos puntos de la ciudad.
En todos los casos, personal de Zoonosis se dirige al sitio donde fue denunciado el hecho, para entrevistarse con el propietario del animal y verificar, en una primera instancia, que lo expuesto verdaderamente haya ocurrido; sin embargo, en varias ocasiones se han dado denuncias que finalmente se constató eran imprecisas, donde mascotas con problemas de salud y en tratamiento fueron advertidas como víctimas de falta de cuidado.
Asimismo, al carecer de poder de Policía, el Municipio a través de dicha área puede apelar, en los casos de mayor urgencia, ante la Fiscalía para que eleve las actuaciones, que pueden implicar, también, una requisa domiciliaria en el sitio donde se determinó que estaría ocurriendo un hecho de maltrato animal.

Protegidos por la Ley

En este contexto, a fines de noviembre de este año, la Legislatura Provincial aprobó el proyecto que adhiere a Chubut a la Ley 14.346 de Protección Animal, también conocida como la “Ley Sarmiento”.
La normativa considera como actos de maltrato animal “acabar con la vida, con intención, violencia o ensañamiento y sin justificación médica a un animal doméstico; privarlos de la adecuada cantidad y calidad de agua, alimento, aire, de resguardo ante las inclemencias del tiempo y tratamiento veterinario adecuado ante lesiones o enfermedades; emplearlos para el trabajo sin darles ocasión de reponerse; y administrarles por cualquier medio, sustancias o drogas sin perseguir fines terapéuticos”.
Además, la legislación condena la organización de carreras de perros sin importar la raza, como así también mantenerlos atados o encadenados permanentemente, y condena el envenenamiento de animales y las torturas ejercidas a los mismos, así como también la utilización de animales vivos para prácticas de entrenamiento, guardia o ataque, o bien para verificar su agresividad y exponerlos como “presa viva”.

Dos denuncias este año en Fiscalía

En la esfera judicial, los casos de maltrato animal denunciados son todavía menos: el más reciente fue expuesto el 14 de noviembre de este año y se encuentra en “etapa de investigación preliminar”, sin mayores resultados; el mismo corresponde a una exposición realizada por una vecina que habría visto cómo otra mujer que vive en cercanías de su vivienda, le propinó una patada a su gato.
Más atrás en el tiempo, se radicó el 3 de enero de 2019 una denuncia por maltrato animal, la cual fue archivada; a su vez, el 28 de diciembre de 2018 el Ministerio Público Fiscal actuó de oficio en una causa por presunto maltrato animal, a raíz de la detención por tenencia de drogas de un individuo que, en un predio de la zona sur, poseía varios caballos que, tras su traslado a una comisaría, quedaron sin nadie que los atendiera.
Este último caso se encuentra en “etapa de investigación preliminar”; finalmente, las primeras denuncias de las que se tiene el registro más reciente datan de julio de 2011 y junio de 2009, ambas archivadas.


COMENTARIOS