HUICHAQUEO VISITÓ LAS INSTALACIONES Y PROMETIÓ COLABORACIÓN

Provincia se empezó a ocupar de Cainar


1Como así bastante no sucedía, Madre volvió a entrar en la agenda de las prioridades provinciales, aunque sea desde la atención y el contacto directo en busca de soluciones conjuntas a los problemas de coyuntura. El sábado por la tarde, la ministra de Familia y Promoción Social Leticia Huichaqueo visitó las instalaciones del Centro de Ayuda Integral al Niño y Adolescente en Riesgo, con el objetivo de interiorizarse respecto de las actividades que allí se realizan. La visita de la funcionaria, que asistió acompañada por la Desarrollo Humano y Familia, Eugenia Alianello, fue recibida como una muestra de colaboración para con la institución, que debió adelantar el receso de verano por inconvenientes financieros.

Proyectos en común

Por su parte, la directora de Cainar, Gladys Urrutía Pérez, contó que “recibimos la visita de la señora ministra de Familia y de la Subsecretaria, quién nos había prometido que vendría a la institución cuando nos recibió en su despacho de Rawson, el pasado viernes”. Al respecto, la directora destacó que “fue para nosotros un motivo de alegría y satisfacción ya que este tipo de acto y consideración hacia Cainar no había ocurrido nunca en veinte años, lo cual nos demuestra el sincero deseo de accionar y de comprometerse con la tarea que hace la institución, como así de tantas otras de la ciudad”. Urrutía Pérez describió que las funcionarias del gabinete provincial se interiorizaron sobre las necesidades de la organización y recorrieron la actual sede, además de la nueva construcción cuya obra se encuentra actualmente detenida. “Tanto la Ministra como la subsecretaria Alianello nos escucharon y coincidimos en propuestas de proyectos venideros para mejorar la atención y agilizarla”, relató la psicóloga social, y agregó que “se pudo observar interés y ganas reales de trabajar por el bien de la comunidad necesitada, realmente fue una gran y productiva reunión”.

El subsidio, un tema pendiente

Como conclusión del encuentro, Gladys Urrutía Pérez calificó al mismo como “exitoso” y adelantó que “Dios mediante habrá muy pronto novedades para nuestra gente”. A su vez, la directora del Centro comentó que “se trató el tema del subsidio y creemos que habrá una pronta solución”. Sobre esta línea, sostuvo que Huichaqueo “nos explicó la situación en la que está la provincia, lo que no significa el abandono de las instituciones, pero sí habrá que tener paciencia”. Hasta julio de este año, Cainar recibía un subsidio de aproximadamente diez mil pesos por parte del gobierno provincial, el cual era destinado a cubrir los módicos sueldos percibidos por los empleados que allí se desempeñan, entre los que se destacan psicólogos sociales, musicoterapeutas y talleristas. Sin embargo, desde hace casi seis meses la organización dejó de percibir dicho aporte, lo cual provocó el cese de varios integrantes del plantel de profesionales y, consecuentemente, el cierre anticipado de la institución.

La nueva sede, abandonada

Actualmente, la obra a través del programa “Invertir Igualdad”, para la cual habían sido destinados $1.180.000 pesos, se encuentra en estado de abandono y desde la organización informaron que durante las últimas semanas de la administración provincial anterior no trascendieron soluciones al respecto. Sobre la construcción, Urrutía Pérez lamentó que “se hayan robado los materiales” y que la misma se encuentre en un alarmante estado de desidia, reiterando un persistente reclamo por parte de la organización madrynense.


NEWSLETTER

Mantenete actualizado


COMENTARIOS